Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Colaboraciones del profesor Fernando Rodríguez-Izquierdo y Gavala, profesor jubilado de Filología Hispánica de la Universidad de Sevilla, autor del famoso libro "El haiku japonés" (Ed. Hiperión).

Moderador: grego

Responder
Avatar de Usuario
grego
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 2137
Registrado: 25 Oct 2003, 01:00
Ubicación: Sevilla (España)
Contactar:

Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por grego » 23 Mar 2013, 22:33

Imagen


LA FUERZA DEL LENGUAJE
Un tema que intriga mucho a los expertos en comunicación y lenguaje es hasta qué punto nuestros hábitos lingüísticos condicionan nuestra visión de la realidad. El asunto tiene más que ver con las connotaciones de las palabras que con sus significados de diccionario; pero puede influir en el uso e interpretación de la lengua, y puede alcanzar a la poesía, donde tan importantes son las connotaciones.

Por poner un ejemplo muy obvio: una vaca, en nuestra cultura, es ante todo una vaca lechera, o un animal que da leche; pero en la India, es ante todo un animal sagrado. Otro ejemplo: en Japón, los gusanos de seda pueden llevar el sufijo honorífico de "-sama" (kaiko sama), que es como tratarles de "señores"; y lo mismo ocurre con la luna (o-tsuki-sama). Aunque a nosotros, en nuestro muy culto hemisferio occidental, no se nos ocurriría tal cosa.

Todo esto viene a cuento a propósito del siguiente haiku de Sooseki, que yo estaba traduciendo para una antología.

(1) tooroo no / nani o motte ka / rippuku su

La mantis religiosa: / -cómo o por qué, lo ignoro- / sugiere enfado. ....................Traducc. mía

Mi sorpresa fue grande, pues el tercer verso me resultó totalmente inesperado. Si en mi versión española leemos sólo hasta "sugiere" (inclusive), el sustantivo que le pondríamos a continuación no sería seguramente "enfado" ni uno de sus términos afines ("ira, indignación, irritación..."); sino que sería más bien algo así como "(sugiere) devoción, religiosidad, piedad...", o algún sustantivo que case bien con la misión de dicho insecto como "mantis religiosa" -"a praying mantis", en inglés-; son curiosos los apelativos de "rezandera" y "santateresa", que también se le atribuyen en nuestra lengua, y que abundan en dicho sentido religioso.

Indagando en la lengua japonesa, otro nombre del mencionado insecto -y más frecuente aún que el de "tooroo" mostrado en el haiku- es el de "kamakiri (2), palabra compuesta de "kama" 'hoz, dalle, guadaña' y verbo "kiru" 'cortar, seccionar'. Esta denominación hace ver a nuestro insecto no como un animalito rezador, sino como un devorador de otros insectos menores, a los que caza y destroza con sus patas anteriores prensoras, que son armas cortantes a modo de guadañas mortales.

El insecto en cuestión aparece en algunas frases japonesas interviniendo en contextos de cierta violencia, como (3) "tooroo no ono wo furuu" 'esgrimir el hacha de una mantis' para expresar algo así como "cocear contra el aguijón".

Ante tal panorama, he comprendido que un japonés no ve a la mantis como especialmente "religiosa", sino como un guerrero que se apresta al combate. Y de hecho, la "pose" de una mantis recuerda la de un karateca que flexiona briosamente sus brazos.

Podemos encontrar aquí una explicación de por qué Sooseki ha captado un aire de enfado en la figura de una mantis. Aunque él, como artificio retórico, finge ignorar el por qué, seguramente intuye que está viendo a esa mantis más como feroz "kamakiri" que como una devota rezadora.

En apoyo de esta idea, no está de más recordar la opinión de Hattori, un lingüista -precisamente- japonés, que nos dice: "Es completamente evidente que ni una palabra extranjera sinónima, ni un dibujo, son suficientes para describir el contenido de una palabra. Incluso si vemos las cosas que la palabra denota, no conocemos los rasgos de esas cosas a los que los nativos tienen costumbre de conceder su atención." (Hattori, S.: "The analysis of meaning")

La cita es muy esclarecedora. Dicho de otro modo: No captaremos el significado global de una palabra a menos que conozcamos lo que ésta connota para sus usuarios nativos, más allá de lo que meramente denota. Pues hay significaciones virtuales o connotativas que se actualizan en determinados contextos, como -por cierto- ocurre aquí.


COMENTARIO DEL HAIKU (1)

Este haiku responde perfectamente a la pauta métrica canónica de 5-7-5 sílabas. Su "kigo" o palabra de estación -"toorooo", o bien "kamakiri"- se adscribe al otoño; aunque si se tratase del nacimiento de dicho animal, se adscribiría al verano.

Primer verso: "tooroo no". También se podría leer, siguiendo lo dicho, y según un manual de "kigo" consultado: "kamakiri no". Esa lectura alternativa encajaría igualmente bien en el cómputo silábico. Sin embargo, en la edición que uso de Sooseki (Iwanami shoten) aparece la lectura "tooroo" en furigana (= en escritura silábica adosada a los kanjis); pues seguramente sería la lectura favorita para Sooseki. La traducción de este primer verso sería: "(Tratándose de) la mantis..."

Segundo verso: "nani wo motte ka". A la letra, con cierta aproximación: "¿qué medio empleará (para ello la mantis)?". Podemos glosarlo como " ¿a cuenta de qué cosa (ocurrirá que...)?"

Tercer verso: "rippuku su". A la letra: "muestra (o provoca) ira (indignación, enfado)". Lo he traducido como "sugiere enfado", frase de amplia semántica, la cual puede dar a entender tanto que tiene enfado como que transmite o provoca enfado.

En resumidas cuentas: que vale la pena tratar de ver la realidad con mirada japonesa, para así acercarnos a desentrañar ciertos curiosos enigmas que en la lengua de sus hablantes se plantean.
Fernando Rodríguez-Izquierdo y Gavala. Universidad de Sevilla.
El arte es la condición fundamental de todo. Susan Sontag

http://grego.es

Avatar de Usuario
Barlo
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 6258
Registrado: 09 Abr 2005, 01:00
Ubicación: La Tierra
Contactar:

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Barlo » 26 Mar 2013, 14:41

De nuevo, profesor, muchas gracias por tan interesante artículo.

Es curioso porque yo, desde que recuerdo, he mirado y sentido a las mantis como seres no ya que sugieran enfado o incluso que lo proyecten sobre nosotros los observadores; sino como insectos de una fiereza y crueldad desproporcionada a su -voy a decirlo así- esbeltez y liviandad si lo comparamos con cualquier otra langosta silvestre. Nunca fue, el apelativo de "religiosa", el rasgo que me llamase pues la atención. Incluso me desconcertaba la pobreza imaginativa de dicho calificativo; lo cual, repito, me ha llamado y mucho la atención todo esto que nos ha compartido sobre la mantis desde el punto de vista japonés.

Desde el punto de vista de un semiólogo como Barthes, toda connotación es en realidad una contra-comunicación, ya que engendra, por principio, el doble sentido. Es muy cierto que a la poesía, no le disgusta la connotación porque ella no trata de comunicar ideas como lo haría un artículo o un ensayo; pero ya no me queda tan claro si sucede otro tanto con el poema japonés haiku, ya que en principio y tal como he venido entendiéndolo, este no busca los dobles sentidos sino trasmitir con claridad casi meridiana lo que acabamos de percibir aquí y ahora. Y también es cierto y podemos observarlo en todo cuanto nos ha ido llegando del poema japonés traducido, que así mismo el haiku sigue siendo poema y que por dicha definición, la connotación no puede serle total ni parcialmente ajeno; pero aun así a uno le cuesta mirar un haiku como intencionadamente "bicéfalo", es decir, como queriendo expresar voluntariamente más de lo que un haijin percibe desde la mera capacidad de asombrarse por la belleza y la realidad del mundo circundante.
Esto hace que me pregunte si todo cuanto "enmascare" la realidad, cuanto no diga lo que sucede aquí y ahora, expresado de manera sencilla, directa y no obstante poética (desnuda de retóricas varias tal como rezaba el poema de León Felipe) no sería en definitiva una falsa mirada, una contra-comunicación al fin y al cabo, en el sentido antes enunciado...

Un abrazo, querido profesor

Barlo
Todos conocen el Camino; pocos lo recorren

Avatar de Usuario
Gorka Arellano
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 6988
Registrado: 25 May 2012, 08:27
Ubicación: Navarra (España)
Contactar:

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Gorka Arellano » 27 Mar 2013, 08:50

Gracias Fernando :chino
"No es el universo el que necesita mejora, sino su modo de mirar."
Nisargadatta

Tarsis
paseante iniciad@
paseante iniciad@
Mensajes: 149
Registrado: 25 Oct 2011, 22:05

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Tarsis » 27 Mar 2013, 10:07

Hola, amigos. Conste mi agradecimiento a ge-érgon y a Barlo por sus palabras de entusiastas del haiku. A Barlo le respondería que la realidad está ahí, desnuda de connotaciones, pero el poeta no puede liberarse de verla a través de su subjetividad, donde pesan las connotaciones. En el haiku comentado, parece que Sooseki es consciente de esa debilidad de su propio enfoque, cuando dice: "cómo o por qué, lo ignoro", pues no le resultaba tan evidente que la mantis fuera guerrera (casi igual que a ti, cuando no te resultaba tan evidente que la mantis fuera religiosa). Las lenguas también son creaciones humanas e históricas, y están cargadas de subjetividades de sus hablantes. La poesía, esa manera de perseguir la verdad abriendo los ojos a la realidad, opera necesariamente con palabras, que -también para nuestra fortuna- son históricas y humanas.

Avatar de Usuario
Barlo
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 6258
Registrado: 09 Abr 2005, 01:00
Ubicación: La Tierra
Contactar:

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Barlo » 27 Mar 2013, 18:04

Como ya dijera el poeta Hölderlin, hacer poesía es la más inocente de las faenas y al mismo tiempo, el más peligroso de los bienes


Gracias por el comentario, profesor :chino
Todos conocen el Camino; pocos lo recorren

Avatar de Usuario
Manuel
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 4447
Registrado: 30 Nov 2004, 01:00
Ubicación: Sevilla
Contactar:

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Manuel » 06 Abr 2013, 11:40

A mi modo de ver, creo que lo de "mantis religiosae" viene a cuento por su postura de plegaria, sin embargo la acción de dicho insecto es totalmente belicosa, solo hay que ver como corta la cabeza al macho tras copular, aquí sería considerado violencia de genero. Respecto al haiku, resulta increíble que para tres versos utilice dos verbos.
Salud

Avatar de Usuario
Barlo
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 6258
Registrado: 09 Abr 2005, 01:00
Ubicación: La Tierra
Contactar:

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Barlo » 06 Abr 2013, 11:54

Genial lo de la violencia de género, Manuel :jua La Reina de Corazones se queda en lo que es: un cuento jajaja



http://4.bp.blogspot.com/-akx1Ow2PSAY/T ... 011249.jpg


http://www.freakingnews.com/pictures/45 ... -45193.jpg



:wink:
Todos conocen el Camino; pocos lo recorren

Tarsis
paseante iniciad@
paseante iniciad@
Mensajes: 149
Registrado: 25 Oct 2011, 22:05

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Tarsis » 11 Abr 2013, 09:52

Doy la bienvenida a las aportaciones de Manuel y Barlo sobre el tema de este artículo. Manuel hace un comentario entre científico y humanístico, que enriquece nuestra visión. No dije en mi artículo -pues me parecía obvio- que el adjetivo "religiosa" para la mantis sin duda se debe a su postura de manitas juntas, que evocan una actitud orante. De ahí a la
"violencia de género" hay una pasada, pero vemos que es verosímil. El comentario juguetón de Barlo lo señala.
En cuanto a que aparezcan dos verbos, lo interpreto como una muestra de dinamismo descriptivo.

Tarsis
paseante iniciad@
paseante iniciad@
Mensajes: 149
Registrado: 25 Oct 2011, 22:05

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Tarsis » 11 Abr 2013, 10:01

Considero interesantes y muy elocuentes las imágenes ilustrativas a que me han llevado los links de internet que aparecen en la parte de comentarios: el luchador de artes marciales y la mantis vestida de karateka. Gracias por la oportuna ocurrencia.
Fernando

Avatar de Usuario
Manuel
paseante haijin
paseante haijin
Mensajes: 4447
Registrado: 30 Nov 2004, 01:00
Ubicación: Sevilla
Contactar:

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Manuel » 23 Abr 2013, 13:27

Estimado amigo y compañero Fernando, tengo quizás, un vicio de origen, creía que cuantos menos verbos mejor y ese término "dinamismo descriptivo" que utilizas a modo de disculpa para el haiku de Sooseki , ¿permite el uso de verbos según necesidades?. A veces, resulta muy difícil ser parco en verbos, al menos en nuestro idioma, creo que sería importante debatir sobre este tema. :chino
Salud

Tarsis
paseante iniciad@
paseante iniciad@
Mensajes: 149
Registrado: 25 Oct 2011, 22:05

Re: Marzo 2013. Artículo de Fernando Rodríguez-Izquierdo

Mensaje por Tarsis » 30 Abr 2013, 16:42

Hola, Manuel. Los verbos son como oraciones nucleares. Un verbo como "ven" (imperativo de venir) vale por todo un contexto. No se trata de sobrecargar el haiku de verbos, pero sí de usarlo cuando se tercie, ya se trate de verbos auxiliares (como "procurar" en "procuro comprender") o de verbos principales. Los verbos, sobre todo los intransitivos -que no necesitan complemento directo- pueden decir mucho con sólo una palabra. Otra cosa es que también debemos valorar como se merece el estilo nominal, sin verbos, como por ejemplo (lo estoy inventando ahora): Nadie en el puente / sólo el arroyo límpido; / luna de estío.// Este tipo de haiku se decanta por el estilo descriptivo, sereno; más que por el narrativo, dinámico. En el estilo de tendencia narrativa es donde digo que los verbos pueden aportar mucha viveza al poema. Espero haberte respondido. Fernando

Responder